Solo los traductores autónomos entienden estas cosas (2)

Ya estamos de vuelta, y como lo prometido es deuda, aquí traemos la segunda y última parte de solo los traductores autónomos entienden estas cosas. Si te perdiste la primera parte la puedes ver aquí. Si eres traductor autónomo o lo has sido, te vas a identificar con más de uno de los casos que vas a poder leer a continuación. Pero también algunos casos son aplicables a otras profesiones liberales. En el primer post nos habíamos quedado en el número 10, así que sin más preámbulos… continuamos.

11. Traducir con un buen café + Wi-Fi + enchufes disponibles= no existe

¿Alguna vez has tenido que traducir desde una preciosa y tranquila cafetería y no en tu casa? Si es así, entonces ya sabes que tratar de encontrar un lugar que sirva café y cuente con todas las comodidades que necesitas para realizar traducciones, sencillamente NO EXISTE. Tendrás que elegir entre las siguientes opciones:

1.-Trabajar sin Internet pero disfrutar de un excelente café sin miedo a quedarte sin batería en el ordenador portátil.

2.-Tener una buena conexión, enchufes por doquier, pero el café parece de “calcetín”.

3.-Buena conexión Wi-Fi, inmejorable café, peeeeeero al poco tiempo tendrás problemas ya que parece ser que el único enchufe disponible en todo el local ya está ocupado por la caja registradora, la nevera o por la imprescindible lámpara de lava.

traductor cafetería

12. No tener trabajo fijo cada mes es causa de preocupación en los traductores autónomos

A diferencia de algunos de tus amigos o familiares que tienen su sueldo “garantizado” al trabajar por cuenta ajena, tus ingresos fluctúan cada mes dependiendo de los trabajos de traducción que hayas realizado.

Por tanto siempre tienes ese “gusanillo” en el estómago de no saber exactamente cómo será el próximo mes. Sobre todo cuando estás empezando tu singladura como traductor autónomo profesional. Aunque esta sensación con el paso de los años disminuye, nunca acaba desapareciendo.

traductor autónomo profesional

13. Al traductor autónomo le cuesta volver a un empleo tradicional

En este punto vamos a pedirte que realices un ejercicio de reflexión y sinceridad. Debes reconocer que trabajar como traductor autónomo para uno mismo tiene muchos inconvenientes, pero también muchas ventajas. Y a estas ventajas te acostumbras muy, pero que muy rápido, y no es sería sencillo si tuvieras que prescindir de ellas.

– Marcas tus propios horarios.

– Organizas tu trabajo.

– Eres tu propio jefe.

– Decides que trabajo de traducción aceptas o no.

– Y un largo etcétera que ya conoces.

Por tanto, si tienes que volver a trabajar como traductor por cuenta ajena, con un horario impuesto, un jefe no muy simpático (por decirlo así), comerte marrones de otros, etc., resulta como mínimo… difícil de asimilar.

agencia de traducción madrid

14. El cliente siempre tiene la razón. (mecachissss)

Cuando estás empezando en el mundo de la traducción y además eres autónomo, perder un solo cliente puede arruinar tu negocio. Eso significa que tu primera prioridad es obtener la plena satisfacción de tus pocos clientes.

También significa que en ocasiones debes tragarte el orgullo. Es posible que un cliente realice una observación sobre una traducción que has realizado, y aunque pienses que no tiene toda la razón, en ocasiones (solo en ocasiones) hay batallas que no merece la pena luchar

Y es que, aunque pienses que has ganado la batalla, en realidad has perdido la guerra. Debes defender lo que crees, pero ello no siempre implica que no debes rendir cuentas a nadie.

traductor profesional

15. La organización de tu propio horario puede ser estupendo, pero agotador

Una gran ventaja de ser un traductor independiente es que te puedes crear un estilo de vida flexible y puedes planificar perfectamente tu horario de trabajo y tu tiempo libre.

Pero cuando se trabaja con un cliente en una zona horaria diferente y que necesita programar una conferencia telefónica a las 3 de la madrugada, la vida del traductor ya no es tan bonita.

Mientras que es genial que el traductor freelance puede elegir su horario laboral, en ocasiones su horario viene condicionado por el proyecto de traducción que esté realizando en ese momento.

cómo reconocer a un traductor

16. Formalidades, papeles y “burrocracia” de los traductores autónomos

Los traductores autónomos se han de proteger cuando hablamos de dinero. Es triste, pero cierto, no todos los clientes que se cruzan en el camino de un traductor son bienintencionados.

Es por ello que es muy importante dejar claras las condiciones de pago, firmar contratos, controlar números de pedidos, albaranes de entrega, impagados, y por supuesto lo que más nos gusta a los traductores… LOS IMPUESTOS.

traduccion-economica

18. La última: Me voy a traducir al parque

(Inspirado en un hecho real y en Sin noticias de Gurb, de Eduardo Mendoza).

Son las 10 de la mañana. Aprovechando que ya está aquí el buen tiempo, que ya tengo finalizada la traducción técnica y solo necesito unas 3 horitas para hacer la última revisión, me voy al parque con el ordenador portátil.

Así despejo un poco la mente y trabajo inmerso en la naturaleza, sentadito en un banco o en el césped. Esto será un lujo asiático, ¡estupendo! No todo el mundo puede trabajar así. 🙂

traductor autonomo profesional

10:30 → ¡JA! Todos los bancos del parque están ocupados por pensionistas dando migas de pan a las palomas (como en el anuncio de IKEA). No pasa nada, me sentaré en el verde césped. Busco un sitio que sea equidistante de dos “regalitos” de unos perros que los dueños no han recogido, y ya está. Bueno, desde casa no parecía tan concurrido este parque, no es tan tranquilo como parece, pero en fin… vamos allá.

10:35 → Un grupo de niños corretea a tu alrededor jugando a fútbol hasta que el balón golpea a tu ordenador y queda parado a tu lado. Uno de los niños se acerca a recogerlo y te dice “ola ke ase?”, lo que atrae a los otros y te ves rodeado por un grupo de niños preguntando “ola ke ase?”, “mi papa tiene un ordenador más grande, más chulo y más mejor que el tuyo”, “ke ase?”… finalmente se marchan para continuar el partido.

10:40 → Una avispa se siente atraída por tu pantalla (tu nerviosismo aumenta). Pero se marcha ya que un can se acerca e intenta orinarte. Un grupo de palomas revolotea peligrosamente justo encima tuyo, y caen muy cerca algunas “bombas” de estos colúmbidos (tu nerviosismo aumenta más).

10:45 → Mientras buscas tu botellita de agua en la mochila para intentar calmarte, te percatas que un “perrete” está intentando montar al portátil.

10:50 → Una pareja de novios te pide si puedes hacerles una foto con su móvil ya que se han dejado el “palo pa los selfies” en casa.

traductores tecnicos

10:55 → Se sientan muy cerca un grupo de jovenzuelos y uno de ellos decide compartir a todo volumen los últimos éxitos de “reguetón” que lleva en su nuevo smartphone con el resto del mundo.

11:00 → Finalmente decides que como en casa no se trabaja en ningún lado. Recoges el chiringito y te marchas a tu casa a trabajar. Adiós parque, adiós césped y adiós solecito.

En resumen

Después de dos artículos con un total de 2.600 palabras, no queremos robarte más tiempo. Te hemos expuesto unas cuantas cosas que solo los traductores autónomos entienden. Como te decíamos al principio, estamos seguros que por lo menos te identificas en una docena de casos, y si no es así… no te preocupes, que con el tiempo lo harás. 😉

Por cierto, si quieres explicarnos algún caso que te haya sucedido, o tus experiencias, estaremos muy agradecidos si nos lo explicas a todos mediante un comentario.

¡¡¡Compartir es bueno!!!Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn1Pin on Pinterest0Share on Tumblr0Share on StumbleUpon0